miércoles, 8 de febrero de 2012

La acusación a josé Blanco, ex ministro de Fomento, por cohecho tráfico de influencias cae en el vacío. Se ha revelado como falsa según el juzgado de andorra, que confirman que los 200.000 euros que presuntamente había cobrado Blanco se había dedicado para el pago de las deudas de Dorribo, el querellante.

Estas acusaciones fueron hechas en un contexto de tensión política debido a la cercanía de las elecciones, así no es entendible cómo una acusación tan grave, de resolución tan sencilla ha podido llegar tan lejos. Eso pasa por la dramatización de los medios y la ineficacia de la justicia Española. Acusas, investigan y a lo mejor encuentran. Si no ya han dañado tu imagen. Tampoco sé yo si este Blanco tendrá algo negro negro en su capital. En cualquier una discula sí se merece verdad?

No hay comentarios:

Publicar un comentario