viernes, 3 de junio de 2011

Nuevo Presidente Anticipado



Del pasado 22-M podemos decir que el PP fue el gran victorioso. Sus feudos históricos como Valencia o Madrid, no solo los mantuvieron sino que además los reforzó. No por gran gestión en la Comunidad, sino por castigo a la administración de la crisis por parte del gobierno central. Y en las que estaban en manos del PSOE se las arrebataron de forma contundente sin dejar lugar a réplica por parte de éstos. A modo de castigo al Gobierno Central Socialista le arrebataron la mayoría de las Comunidades Autónoma.
Rajoy tras estos resultados, no cabía dentro de si de puro gozo.  Pero este logro, que tanto ansiaba ahora le trae responsabilidades, que no tenía desde esa oposición cómoda y pasiva que esperaba, de hecho así ha pasado, a que el PSOE cayera por su propio peso.  Ahora tiene que llevar a cabo todas esas promesas hechas durante la campaña. La historia de siempre, promesas de políticos que luego se lleva el viento una vez que se sientan en el sillón.
El miércoles 1, después de 6 meses de silencio, Rajoy dio una conferencia de prensa en la que apareció como el presidente real de España. Prometió austeridad en las Comunidades Autónomas, Reducción de entes públicos, y todas las promesas necesarias en unos tiempos como estos.
Rajoy y sus barones/as comiendose un "excelente" pepino español
Tras esa conferencia se reunió con sus nuevos barones, que le revelaron el pozo sin fondo que había bajo las alfombras de los socialistas. Ahora Con las próximas elecciones generales ya prácticamente decididas, le preguntaremos al “presidente pepe” ¿cuáles son tus milagrosas reformas que nos sacaran de pobres?

No hay comentarios:

Publicar un comentario